Inteligencia Emocional en el Aula.

¿ Que es la Inteligencia Emocional ?

 

La inteligencia emocional es la capacidad de reconocer, comprender y manejar nuestras propias emociones, así como las de los demás. Incluye habilidades como la autoconciencia, la autogestión, la empatía y las habilidades sociales. La inteligencia emocional nos permite relacionarnos de manera efectiva con los demás, gestionar el estrés, tomar decisiones conscientes y resolver conflictos de manera constructiva. Es una habilidad importante tanto en el ámbito personal como profesional, ya que influye en nuestra capacidad para tener éxito en nuestras relaciones interpersonales y en nuestras carreras.

 

¿ Por Que es Importante la Inteligencia Emocional ?

 

La inteligencia emocional es importante porque:

  • Mejora las relaciones interpersonales: Permite comprender mejor las emociones propias y ajenas, lo que facilita la comunicación efectiva, la empatía y el establecimiento de relaciones más sólidas.
  • Favorece el bienestar emocional: Ayuda a gestionar el estrés, la ansiedad y otros aspectos negativos de las emociones, promoviendo un equilibrio emocional y una mejor calidad de vida.
  • Impulsa el rendimiento profesional: La capacidad para manejar emociones de forma constructiva influye en la toma de decisiones, la resolución de problemas y el trabajo en equipo, lo que repercute positivamente en el desempeño laboral y la productividad.
  • Facilita el liderazgo efectivo: Los líderes con alta inteligencia emocional suelen inspirar confianza, motivar a sus equipos y resolver conflictos de manera eficiente, lo que contribuye al éxito organizacional.

En resumen, la inteligencia emocional es crucial para el desarrollo personal, las relaciones interpersonales, el éxito profesional y el bienestar general.

 

¿ Como Podemos Trabajar la Inteligencia Emocional en el Aula ?

 

Trabajar la inteligencia emocional en el aula es fundamental para el desarrollo integral de los estudiantes. Aquí hay algunas estrategias para hacerlo:

  • Fomentar la autoconciencia: Promueve actividades que ayuden a los estudiantes a identificar y comprender sus propias emociones. Puedes utilizar diarios emocionales donde escriban sobre cómo se sienten en diferentes situaciones o ejercicios de reflexión guiada.
  • Enseñar habilidades de autorregulación: Proporciona técnicas de relajación, respiración consciente y mindfulness para ayudar a los estudiantes a manejar el estrés y regular sus emociones. Realiza actividades de control emocional, como el juego de roles, donde practiquen la gestión de situaciones difíciles.
  • Desarrollar la empatía: Fomenta la comprensión de las emociones de los demás a través de actividades de colaboración, trabajo en equipo y proyectos grupales. Anima a los estudiantes a ponerse en el lugar de sus compañeros y a practicar el arte de escuchar activamente.
  • Enseñar habilidades sociales: Promueve la comunicación efectiva, la resolución de conflictos y el trabajo en equipo. Realiza actividades que fomenten la cooperación, el liderazgo compartido y la toma de decisiones colaborativa.
  • Modelar comportamientos emocionalmente inteligentes: Los maestros pueden servir como modelos a seguir al mostrar empatía, manejar el estrés de manera constructiva y comunicarse de manera efectiva. Esto ayuda a crear un ambiente de aprendizaje emocionalmente seguro y apoyador.
  • Integrar la inteligencia emocional en el plan de estudios: Busca oportunidades para incorporar lecciones sobre inteligencia emocional en diferentes materias y actividades. Por ejemplo, puedes explorar personajes literarios y discutir sus emociones o aplicar conceptos de inteligencia emocional en proyectos de ciencias sociales.

Al trabajar la inteligencia emocional en el aula, no solo estás preparando a los estudiantes para el éxito académico, sino también para la vida, dotándolos de herramientas valiosas para navegar eficazmente en el mundo emocionalmente complejo en el que vivimos.

«La inteligencia emocional es la clave para desbloquear tu máximo potencial en la vida. No solo te ayuda a entender y gestionar tus propias emociones, sino que también te capacita para construir relaciones más profundas y significativas, tanto en el ámbito personal como profesional. A través de un curso de inteligencia emocional, abrirás las puertas hacia un viaje de autodescubrimiento, crecimiento personal y éxito duradero. ¡Invierte en ti mismo y descubre el poder transformador de la inteligencia emocional hoy mismo! El camino hacia una vida más plena y satisfactoria comienza con un paso valiente hacia el desarrollo de tus habilidades emocionales.»

 

¿ Quieres saber como EspaiEduca puede ayudarte dentro y fuera del aula ?

 

Atención a las necesidades educativas especiales en el aula.

 

En EspaiEduca consideramos que la atención a las necesidades educativas especiales en el aula es un tema crucial para garantizar la inclusión y el desarrollo de todos los y las  estudiantes de cualquier edad. Algunas estrategias para abordar estas necesidades incluyen establecer protocolos de atención y seguimiento, fomentar la confianza y la colaboración, y proporcionar apoyos extraordinarios y especializados.

Además, es importante reconocer que las necesidades educativas especiales abarcan una amplia variedad de necesidades, que van desde discapacidades físicas, mentales, cognitivas y sensoriales, hasta dificultades emocionales, sociales y de aprendizaje. Su detección  requiere la colaboración entre maestros/as, terapeutas y personal especializado, del mismo modo requiere formación especifica para poder abordarlo de una forma eficaz a nivel educativo.

En EspaiEduca somos conscientes de ello y hemos elaborado un curso destinado a profesionales y familias sobre atención y acompañamiento a NEE dentro y fuera del aula.

En el aula, es fundamental evitar la sobreprotección y proporcionar el apoyo necesario para que las personas con necesidades educativas especiales puedan desarrollarse y aprender de manera efectiva.

La educación inclusiva no solo es un derecho legal, sino también un imperativo moral que busca la igualdad de oportunidades para todos los y las estudiantes. La colaboración entre educadores/as, especialistas, familias y la sociedad en general es esencial para lograr una visión de inclusión educativa.

En resumen, abordar las necesidades educativas especiales en el aula implica un enfoque integral que va más allá de las adaptaciones curriculares, incluyendo la colaboración con las familias, el apoyo emocional y social, las campañas de concienciación y la investigación.

En conclusión, la atención a las necesidades educativas especiales en el aula requiere un enfoque holístico que promueva la igualdad de oportunidades y el desarrollo integral de todos los y las estudiantes, reconociendo y abordando las diversas necesidades que puedan presentar.

¿ Como Identificarlos ?

 

Para identificar las necesidades educativas especiales (NEE) de los y las estudiantes, es fundamental estar atento a una variedad de señales que pueden indicar la presencia de dificultades para acceder al aprendizaje.

Algunos de los indicadores que pueden indicar la existencia de NEE incluyen:
1. Problemas psicomotores.
2. Discapacidad intelectual.
3. Trastornos del lenguaje.
4. Déficit de atención e hiperactividad.
5. Discapacidades físicas, sensoriales, auditivas o visuales.
6. Dificultades emocionales, sociales y de aprendizaje.

La detección temprana de estas necesidades es crucial para proporcionar el apoyo necesario y garantizar que los estudiantes puedan desarrollarse y aprender de manera efectiva. La figura del psicopedagogo/a adquiere relevancia en el entorno educativo para diagnosticar, evaluar e intervenir en la atención de NEE en edades tempranas.

Además, es importante reconocer que las NEE pueden ser causadas por factores genéticos, ambientales o una combinación de ambos, y pueden manifestarse en etapas anteriores al nacimiento, durante el nacimiento o después del mismo.

En resumen, la identificación de las necesidades educativas especiales de los estudiantes requiere estar atento a una variedad de señales que pueden indicar dificultades para acceder al aprendizaje, y la intervención temprana es fundamental para proporcionar el apoyo necesario.

Para ello EspaiEduca pone a vuestra disposición un nuevo curso 100 % Bonificable sobre detección y acompañamiento a alumnos/as con NEE. Os facilitamos el  contacto por si queréis que os hagamos llegar mas información.

 

@EspaiEduca

 

Como potenciar el aprendizaje significativo en el aula

 

El aprendizaje significativo es un proceso de aprendizaje en el que el estudiante relaciona la nueva información con sus conocimientos previos y experiencias personales. En este tipo de aprendizaje, el estudiante no solo memoriza la información, sino que la comprende y la integra en su conocimiento existente. El aprendizaje significativo es importante porque permite a los estudiantes retener la información por más tiempo y aplicarla en situaciones de la vida real. Además, fomenta la creatividad, la curiosidad y el pensamiento crítico.

El aprendizaje significativo tiene muchos beneficios para los estudiantes, entre ellos:

1. Retención a largo plazo: Cuando los estudiantes relacionan la nueva información con sus conocimientos previos, la retienen por más tiempo.
2. Comprender en lugar de memorizar: El aprendizaje significativo permite a los estudiantes comprender la información en lugar de simplemente memorizarla.
3. Aplicación en situaciones reales: Al comprender la información, los estudiantes pueden aplicarla en situaciones de la vida real.
4. Fomento de la creatividad: El aprendizaje significativo fomenta la creatividad, ya que los estudiantes pueden utilizar la información para crear nuevas ideas y soluciones.
5. Desarrollo del pensamiento crítico: Al relacionar la nueva información con sus conocimientos previos, los estudiantes desarrollan habilidades de pensamiento crítico y análisis.
6. Motivación: El aprendizaje significativo puede ser más motivador para los estudiantes, ya que les permite ver la relevancia de la información en su vida diaria.

Existen varias estrategias que los docentes pueden utilizar para potenciar el aprendizaje significativo en el aula:

1. Relacionar la nueva información con los conocimientos previos de los estudiantes: Los docentes pueden comenzar una lección preguntando a los estudiantes lo que ya saben sobre el tema y luego relacionar la nueva información con lo que los estudiantes ya saben.
2. Fomentar la discusión en grupo: Los docentes pueden fomentar la discusión en grupo para que los estudiantes compartan sus ideas y conocimientos previos sobre el tema. Esto puede ayudar a los estudiantes a relacionar la nueva información con lo que ya saben y a comprenderla mejor.
3. Utilizar ejemplos concretos: Los docentes pueden utilizar ejemplos concretos para ilustrar la nueva información y ayudar a los estudiantes a relacionarla con situaciones reales.
4. Utilizar actividades prácticas: Los docentes pueden utilizar actividades prácticas para que los estudiantes apliquen la nueva información en situaciones reales.
5. Fomentar la reflexión: Los docentes pueden fomentar la reflexión en los estudiantes, pidiéndoles que piensen en cómo la nueva información se relaciona con su vida diaria y cómo pueden aplicarla en situaciones reales.
6. Proporcionar retroalimentación: Los docentes pueden proporcionar retroalimentación a los estudiantes para ayudarles a comprender la nueva información y relacionarla con lo que ya saben.

Te animas a implementar metodologías que lo potencien ? tienes experiencias que quieras compartir con nosotras ?

 

 

Cuéntanos cual es tu idea, te acompañamos a ponerla en práctica. Ponte en contacto con nosotr@s:

contacto@espaieduca.com

@EspaiEduca

Que es la Pedagogía Activa.

A poco que uno se ponga a buscar dará con un buen número de pedagogías alternativas y movimientos sociales a favor de las Escuelas Libres, del respeto al ritmo de aprendizaje de los propios niños.

No solo existen estas escuelas democráticas, sino también otros movimientos, como el Homeschooling o el Unschooling, es decir, la enseñanza en casa, un aprendizaje vital lejos de sistemas oficiales, lo que se entendería también como desescolarización, pero no en el sentido de abandono, sino como observación y aprendizaje del entorno.

Hay grandes referentes dentro de la enseñanza respetuosa. El primero es la pedagoga italiana  María Montessori. Se graduó en 1896 en Medicina, siendo la primera mujer médico en Italia. Fue una innovadora de los métodos pedagógicos a principios del siglo XX.

El austríaco Rudolf Steiner (1861-1925) es el creador de la pedagogía Waldorf: el aprendizaje de los niños se realiza a través del juego y del movimiento.

Loris Malaguzzi alcanzó un reconocimiento mundial gracias a sus ideas educativas y a su labor en la creación de escuelas infantiles municipales para niños y niñas en la ciudad italiana de Reggio Emilia; un verdadero ejemplo de educación progresista, democrática y pública.

Más contemporaneos son los alemanes Rebeca (1939) y Mauricio Wild (1937), que utilizan la pedagogía Pestalozzi, basada en el pedagogo suizo Johann Heinrich Pestalozzi (1746-1827); el pedagogo italiano Francesco Tonucci, Frato (1941); o el educador británico sir Ken Robinson (1950), considerado un experto en asuntos relacionados con la creatividad y la calidad de la enseñanza.

 

 

Fundamentos de la Pedagogía Activa .

  • Respeto a la personalidad del niño: se basa en el reconocimiento y la aceptación de las diferencias individuales.
  • Educación individualizada: procura el desarrollo armónico de todas las capacidades del niño.
  • Educación para lo social: por medio de la interacción del grupo al que el educando pertenece se le integra para que participe y contribuya en la modificación social a que aspira
  • Desarrollo de la capacidad creadora: fomentar la creatividad y la libre expresión dará al niño satisfacción y seguridad
  • Libertad y responsabilidad: la libertad se realiza en el interior de la persona y se manifiesta en la posibilidad de elección, toma de iniciativas y decisión entre varias alternativas, asumiendo la responsabilidad de la propia elección. Esa libertad individual no existe fuera de un contexto social, y quien actúa al margen de tal realidad, sin respeto por los demás, no está ejerciendo la libertad, sino el individualismo
  • Objetivo fundamental: el desarrollo armónico e integral del educando, logrando una sólida conciencia de convivencia en la escuela, en el hogar, en la comunidad en la que vive

Si bien las diferentes metodologías de aula pueden enfocarse hacia el ejercicio de una pedagogía activa, hay algunas que resultan más acordes a esta forma de enseñanza-aprendizaje. Su objetivo,  llegar a la trasformación educativa, hacia una educación más respetuosa para la infancia y para nuestra forma de ser y sentir nuestra relación con esta.

Os recomiendo un vídeo que sin duda os hará reflexionar sobre  el tema y la importancia de un cambio de paradigma en nuestro sistema educativo.

 

 

 

@EspaiEduca.

El aprendizaje basado en proyectos.

El aprendizaje basado en proyectos es una metodología que permite a los alumnos adquirir los conocimientos y competencias clave en el siglo XXI mediante la elaboración de proyectos que dan respuesta a problemas de la vida real. El aprendizaje y la enseñanza basados en proyectos forman parte del ámbito del «aprendizaje activo». Dentro de este ámbito encontramos junto al aprendizaje basado en proyectos otras metodologías como el aprendizaje basado en tareas, el aprendizaje basado en problemas, el aprendizaje por descubrimiento o el aprendizaje basado en retos.

Todas estas estrategias de enseñanza y aprendizaje establecen una diferencia respecto a la «enseñanza directa» porque, entre otras cosas, el conocimiento no es una posesión del docente que deba ser transmitida a los estudiantes sino el resultado de un proceso de trabajo entre estudiantes y docentes por el cual se realizan preguntas, se busca información y esta información se elabora para obtener conclusiones.

el papel del estudiante no se limita a la escucha activa, sino que se espera que participe activamente en procesos cognitivos de rango superior: reconocimiento de problemas, priorización, recogida de información, comprensión e interpretación de datos, establecimiento de relaciones lógicas, planteamiento de conclusiones o revisión crítica de preconceptos y creencias.

El papel del docente se expande más allá de la exposición de contenidos. La función principal del docente es crear la situación de aprendizaje que permita que los estudiantes puedan desarrollar el proyecto, lo cual implica buscar materiales, localizar fuentes de información, gestionar el trabajo en grupos, valorar el desarrollo del proyecto, resolver dificultades, controlar el ritmo de trabajo, facilitar el éxito del proyecto y evaluar el resultado.

Todas estas estrategias de enseñanza y aprendizaje establecen una diferencia respecto a la «enseñanza directa» porque, entre otras cosas,

  • el conocimiento no es una posesión del docente que deba ser transmitida a los estudiantes sino el resultado de un proceso de trabajo entre estudiantes y docentes por el cual se realizan preguntas, se busca información y esta información se elabora para obtener conclusiones.
  • el papel del estudiante no se limita a la escucha activa sino que se espera que participe activamente en procesos cognitivos de rango superior: reconocimiento de problemas, priorización, recogida de información, comprensión e interpretación de datos, establecimiento de relaciones lógicas, planteamiento de conclusiones o revisión crítica de preconceptos y creencias.
  • el papel del docente se expande más allá de la exposición de contenidos. La función principal del docente es crear la situación de aprendizaje que permita que los estudiantes puedan desarrollar el proyecto, lo cual implica buscar materiales, localizar fuentes de información, gestionar el trabajo en grupos, valorar el desarrollo del proyecto, resolver dificultades, controlar el ritmo de trabajo, facilitar el éxito del proyecto y evaluar el resultado.

 

 

 

El aprendizaje basado en proyectos es una metodología que permite a los alumnos aprender contenidos curriculares y poner en práctica competencias clave.

  • Pretende enseñar contenido significativo. Los objetivos de aprendizaje planteados en un proyecto derivan de los estándares de aprendizaje y competencias clave de la materia.
  • Requiere pensamiento crítico, resolución de problemas, colaboración y diversas formas de comunicación. Para responder la pregunta guía que lanza el proyecto y crear trabajo de calidad, los alumnos necesitan hacer mucho más que memorizar información. Necesitan utilizar capacidades intelectuales de orden superior y además aprender a trabajar en equipo. Deben escuchar a otros y también ser capaces de exponer con claridad sus ideas. Ser capaces de leer diferentes tipos de materiales y también de expresarse en diferentes formatos. Estas son las llamadas capacidades clave para el siglo XXI.
  • La investigación es parte imprescindible del proceso de aprendizaje, así como la necesidad de crear algo nuevo. Los alumnos deben formular(se) preguntas, buscar respuestas y llegar a conclusiones que les lleven a construir algo nuevo: una idea, una interpretación o un producto.
  • Está organizado alrededor de una pregunta guía (driving question en inglés) abierta. La pregunta guía centra el trabajo de los estudiantes, enfocándoles en asuntos importantes, debates, retos o problemas.
  • Crea la necesidad de aprender contenidos esenciales y de alcanzar competencias clave. El trabajo por proyecto le da la vuelta a la forma en la que tradicionalmente se presentan la información y los conceptos básicos: El proyecto como postre empieza con la presentación a los alumnos de la materia y de los conceptos que, una vez adquiridos, los alumnos aplican en el proyecto. En cambio, en el verdadero trabajo por proyecto se empieza por una visión del producto final que se espera construir. Esto crea un contexto y una razón para aprender y entender los conceptos clave mientras se trabaja en el proyecto.
  • Permite algún grado de decisión a los alumnos. Aprenden a trabajar independientemente y aceptan la responsabilidad cuando se les pide tomar decisiones a cerca de su trabajo y de lo que crean. La oportunidad de elegir y de expresar lo aprendido a su manera también contribuye a aumentar la implicación del alumno con su proceso de aprendizaje.
  • Incluye un proceso de evaluación y reflexión. Los alumnos aprenden a evaluar y ser evaluados para mejorar la calidad de los productos en los que trabajan; se les pide reflexionar sobre lo que aprenden y como lo aprenden.
  • Implica una audiencia. Los alumnos presentan su proyecto a otras personas fuera del aula (presencial o virtualmente). Esto aumenta la motivación del alumno al ser consciente de que tiene un público y además le da autenticidad al proyecto.

 

@EspaiEduca.

SABER MAS SOBRE APRENDIZAJE BASADO EN PROYECTOS.

 

Primeros torneos clasificatorios de FIRST LEGO LEAGUE 2018.

El sábado pasado empezaron los primeros torneos clasificatorios de FIRST LEGO LEAGUE 2018.

 

El objetivo de este concurso es fomentar las vocaciones científicas y tecnológicas entre los jóvenes, en un momento de creciente demanda en todo el mundo -y especialmente en países como España- de perfiles profesionales relacionados con la ingeniería, la programación y las ciencias físicas y matemáticas.

Según el informe de la Comisión Europea ‘New skills and jobs in Europe’ , las necesidades de empleo en estas áreas crecerán en un 14% hasta 2020, una cifra que supera ampliamente el promedio del aumento de la demanda global de trabajadores hasta el final de la década en Europa (que se prevé del 3%). En España, la brecha entre el número de universitarios que se están formando en estos ámbitos y la demanda de empleo prevista es muy significativa.

En esta línea, además del componente lúdico y educativo, la First LEGO League aspira a cumplir un importante rol en el crecimiento de los 80 países de todo el mundo en los que se celebra. “Además del desarrollo de habilidades y competencias, los niños y niñas aprenden a trabajar en equipo, a comunicarse, a tomar decisiones y a adquirir un espíritu emprendedor, entre otras muchas cosas”, comenta Berta Roca, responsable de comunicación de First LEGO League en España.

Los Torneos Clasificatorios FIRST LEGO League son eventos en los que diferentes equipos participan para compartir todo aquello que han aprendido durante, presentan sus logros y colaboran entre sí.

Estos torneos están organizados por los Socios FIRST LEGO League (universidades y parques científico-tecnológicos) en todo el territorio español y dan acceso a la Gran Final FIRST LEGO League España. Los Torneos Clasificatorios FIRST LEGO League se celebran entre diciembre y febrero. Las fechas de celebración se publicarán en esta misma página a partir de setiembre.

Esta convocatoria, en el desafío HYDRO DYNAMICS los equipos investigarán sobre el ciclo humano del agua. Dónde y cómo encontrarla, transportarla, usarla y disponer de ella y participaran Jóvenes de entre 10 y 16 años descubriendo y haciendo aportaciones sobre cuestiones relativas a la gestión del agua.

Los equipos deben realizar un Proyecto Científico para resolver un problema real relacionado con la gestión del agua y, además, construirán y programarán un robot autónomo utilizando la tecnología de LEGO® MINDSTORMS® debiendo resolver diferentes misiones.

En esta edición EspaiEduca, junto con Ona3D y VoxPopuli, acompañamos al equipo Drops del Institut Ausiàs March.

Os facilitamos el enlace a su página Web , la cual os recomendamos que visitéis si queréis más información sobre su proyecto, que por cierto, seguro os resultara interesante.

@EspaiEduca

Identidad y Adolescencia.

Adolescencia.

La adolescencia es la etapa del desarrollo que transcurre desde el inicio de la pubertad (aparición de los caracteres sexuales secundarios a raíz de cambios hormonales),  hasta la finalización del crecimiento biológico y del desarrollo psicológico y social del individuo, aunque éste seguirá con cierta evolución durante todo el ciclo vital.

Su inicio y finalización es diferente en cada individuo, y es más tardía en el varón. La adolescencia es un periodo primordial para el desarrollo psicosocial, siendo cuatro los hitos a alcanzar en esta etapa de la vida:

 

  • La lucha por pasar de la dependencia de las figuras parentales, a la independencia.
  • Preocupación incrementada por el aspecto corporal en una sociedad donde hay una constante preocupación en este sentido.
  • Integración en el grupo de amigos, teniendo este hecho mayor importancia al inicio de la adolescencia para perder fuerza al final del desarrollo psicosocial a favor de una relación individual más íntima con quien compartir pensamientos y sentimientos.
  • Desarrollo de la propia identidad, siendo este hito el propósito del actual escrito.

 

Construcción de la identidad en la adolescencia.

Se puede afirmar que el hito o meta más importante de la adolescencia es el desarrollo o construcción de la identidad. Todo adolescente necesita saber quién es, pues necesita sentirse respetado y amado, como todo ser humano, y para ello necesita saber quién es.

El desarrollo de la identidad dependerá en gran medida de la superación favorable de los estadios previos del ciclo vital del ser humano, de la misma manera que el buen desarrollo de la identidad en el adolescente va a influir sobre los estadios post adolescencia para que éstos se desarrollen de forma favorable.

En cada estadio habrá una crisis psicosocial que podrá superarse de forma favorable o desfavorable, con un radio de relaciones significativas.

Construir la identidad es un gran paso hacia una socialización más general y adaptada. Durante la adolescencia lo deseable es identificarse con un grupo de iguales.

El grado de empatía con este grupo repercute en su personalidad y resulta muy idóneo evolutivamente hablando.

Desarrollo de la Inteligencia Emocional.

La inteligencia emocional permite identificar las emociones de las otras personas; reconocer las emociones propias; utilizar esos dos conocimientos para las relaciones sociales y saber manejar las emociones propias.

  • En su autoconocimiento. Implica reconocer los propios estados de ánimo, recursos, fortalezas, debilidades e intuiciones. Conciencia emocional. Correcta autovaloración. Autoconfianza.
  • En su autorregulación. Aprender a gestionar los propios estados anímicos, emociones perturbadoras e impulsos. Autocontrol. Responsabilidad. Integridad. Adaptabilidad.
  • En su automotivación. Conocer las tendencias emocionales que guían o facilitan el cumplimiento de las metas. Compromiso. Iniciativa. Optimismo.
  • En su empatía. Implica tener conciencia de los sentimientos, necesidades y preocupaciones de los demás. Comprensión. Asertividad.
  • En sus habilidades sociales. Comunicación. Liderazgo. Colaboración. Escucha Activa

 

La forma de empezar a desarrollar la inteligencia emocional es reconocer las emociones propias. Es importante que dejemos que nuestros hijos sientan esas emociones y las reconozcan. No es bueno enseñar a los niños a reprimirlas.

Es mucho más sano dejar que las vivan y aprendan a gestionarlas. Es bueno que los niños y los adolescentes entiendan cuándo y por qué son felices, o desgraciados, o sienten frustración, o tienen esperanza, amor o cualquiera otra de las emociones humanas.

También es importante que aprendan a no dejarse arrastrar por ellas. Si un adolescente se siente frustrado debemos enseñarle a que entienda la razón de esa frustración y ayudarle a encontrar las herramientas, también emocionales, que necesita para que la frustración no domine su vida.

Una magnífica forma de que los adolescentes aprendan a gestionar adecuadamente sus emociones es que sean positivos. Y a ser positivos también se aprende.

La mejor escuela para tener una actitud positiva en la vida es vivir rodeado de personas positivas. Unos padres positivos enseñarán a sus hijos a ser positivos.

Pero también es muy importante que los adolescentes entiendan que no todo va a ocurrir de forma inmediata. Entender las propias emociones y aprender a vivir feliz con ellas lleva tiempo.

Es un proceso al que deben dedicarle atención y que deben afrontar con paciencia.

Y al mismo tiempo que los y las adolescentes comienzan a aprender sus propias emociones empezaran también a advertir y entender las emociones de los demás. De ese conocimiento además surgirá si nuestros hijos e hijas son sanos una buena capacidad de empatía que es la capacidad de ponerse en el lugar de los otros.

 

Inteligencia emocional y adolescencia.

Es importante aprender a gestionar las emociones durante la infancia, pero nos olvidamos de una etapa de enorme valor en cuanto a inteligencia emocional: la adolescencia.

La adolescencia es un proceso absolutamente normal de madurez que se inicia alrededor de los 10 o 12 años, dependiendo de la personalidad de cada niñ@, de sus circunstancias y de su entorno, y que está caracterizado por un conjunto de cambios tanto a nivel físico como a nivel de conducta.

Si bien es una etapa vulnerable, hay que aceptarla como un proceso natural e inevitable en el que los adultos también podremos acompañarles para proporcionarles las herramientas que harán de ellos personas seguras, con autoestima y confianza en sí mismos.

Por su vulnerabilidad, esta etapa del desarrollo de nuestros hijos requiere de nosotros paciencia, empatía y comunicación. Sin olvidarnos de la importancia que tiene pasar tiempo en familia, debemos darles el tiempo, la intimidad, e individualidad que esta etapa necesita. A veces parece que no lo quieren o necesitan, pero como todos, necesitan cariño, seguridad y apoyo.

La inteligencia emocional adquiere en esta etapa un papel muy importante y, como tal, hay algunos aspectos que debemos tener en cuenta:

  • Hablar de las emociones. Durante la adolescencia es importante, al igual que en la infancia, hablar de las emociones. Sin embrago, en esta etapa es interesante hablar acerca de cómo se manifiestan ahora y en qué se diferencia de la etapa infantil. Sin agobiarles, sin presionarles, dándoles espacio para hablarlo y haciéndoles sentir libres de expresar sus emociones.
  • Comunicación. La comunicación debe ser bidireccional, pero nuestro papel debe ser también comprender que esa comunicación puede no cumplir a veces con las expectativas que tenemos. En ocasiones se nos olvida que la comunicación con un adolescente ya no es la misma que con un niño.
  • Emplear herramientas adaptadas. En función de la edad adaptaremos su lectura de una forma u otra, profundizando más o menos y prestando atención a unas u otras emociones.
  • Respetar su espacio y necesidades. Debemos aceptar que los cambios internos y la búsqueda de su individualidad pueden marcar unas necesidades muy distintas a las que esperamos. Respetar su espacio y lo que necesitan en cada momento también es vital en el desarrollo de la inteligencia emocional. Somos su guía, su apoyo, su ejemplo.

De la misma manera, un entorno positivo, empatico, que fomente la comunicación y la escucha activa, fortalecerá el entorno propicio para el desarrollo de nuestros adolescentes. Y la mejor manera es escuchando, comunicándonos con ellos y ellas, favoreciendo el respeto a su espacio y sus necesidades. En definitiva, acompañándoles en todo el proceso de una forma asertiva.

Conocerse a sí mismo es el principio de toda sabiduría. Aristóteles

A Sean…, la persona que nos está enseñando más sobre identidad y adolescencia.

 

@EspaiEduca


Ver vídeo. Identidad.